|  

Edición
Impresa

21 de septiembre

21 de septiembre

Los números que tengo muestran la terrible realidad que nos esconden

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email
Eduardo Ruiz-Healy.

Fueron 148 mil 629 las personas que murieron de COVID-19 durante 2020, según los charlatanes que cobran como secretario y subsecretario en la Secretaría de Salud (SS) del gobierno federal.

Esta cifra no incluye las denominadas muertes en exceso o excesivas atribuibles a la enfermedad que causan el virus SARS-CoV-2 y sus variantes.

Y debería incluirlas porque los datos sobre estas muertes en exceso causadas por la pandemia se encuentran en coronavirus.gob.mx/exceso-de-mortalidad-en-mexico/, que es un sitio oficial del gobierno federal.

El exceso de mortalidad, tal y como se define en dicho sitio es “el número de defunciones observadas [durante un periodo] menos el número de defunciones esperadas [durante ese mismo periodo]”.

Para 2020, la SS calculó las defunciones esperadas con base en los datos históricos de la mortalidad por fecha de ocurrencia de 2015 a 2019 del INEGI.

Así, para el año pasado se esperaba que murieran 748 mil 897, pero en realidad murieron 1 millón 73 mil  695, una cifra 43.4% mayor.

La diferencia entre ambos números, 324 mil 798, es el de las muertes excesivas.

De las excesivas, el mismo sitio del gobierno federal estima que 212 mil 569 se debieron, de alguna manera u otra, al COVID.

Si al número oficial que los dos charlatanes dieron para 2020 –148 mil 629– le sumamos el de las muertes excesivas, resulta que el año pasado el coronavirus SARS-CoV-2 mató a 360 mil 838 hombres, mujeres y niños, aunque AMLO diga que a ellos no los afecta la enfermedad.

Sin embargo, este número podría ser aún mayor si tomamos en cuenta la cifra de muertos por COVID que se anota en el reporte preliminar Características de las Defunciones Registradas en México Durante 2020, dado a conocer ayer por el INEGI, que se basa en “Registros administrativos de defunciones, generados a partir del certificado de defunción, los cuales son suministrados al INEGI por las Oficialías del Registro Civil y los Servicios Médicos Forenses o sus equivalentes en las entidades federativas”.

Según el INEGI, fueron 201 mil 163 las personas que murieron por COVID el año pasado; 52 mil 534 más que las 148 mil 629 reportadas por los charlatanes.

Si al número proporcionado por el INEGI le sumamos el número de muertes excesivas calculadas por el gobierno de la 4T, resulta que los muertos por COVID en 2020 fueron 413 mil 732, incluidos gran parte de los 569 niños que de abril de 2020 a junio de 2021 murieron a causa de la enfermedad.

Lo peor del caso es que, a pesar de la evidencia, el gobierno que preside quien prometió que nunca nos mentiría, insiste en difundir números que esconden la realidad, números mentirosos.

Como van las cosas y ante la aparición de nuevas variantes más agresivas y contagiosas, la situación probablemente empeorará. Hasta antier, según los números de los charlatanes, estaban muriendo 344 personas diariamente (promedio del número de fallecimientos diarios ocurridos en los siete días previos).

Estos son los números que yo tengo y provienen de la SS, INEGI y el gobierno federal.

Don`t copy text!