|  

Planta tratadora de aguas residuales opera pese a que no recibe subsidios

Desde 2018 dejó de recibir aproximadamente 800 mil pesos anuales para la operación de la planta.
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email
Bimestralmente la planta requiere 25 mil pesos para verificaciones. / Foto: Rocío Ramírez

JALPA.- A pesar de que la planta tratadora de aguas residuales de Jalpa no recibe subsidios, el Sistema Municipal de Agua Potable financia sus operaciones.

En 2018 el Sistema Municipal de Agua Potable dejó de recibir un subsidio de aproximadamente 800 mil pesos anuales para mantener en función a la planta.

Víctor Alfonso Avelar Espinoza, director del sistema, explicó que ellos no han recibido recurso alguno en apoyo del funcionamiento de la planta tratadora, pero ésta continúa funcionando con recursos que invierten de la recaudación propia.

Explicó que la planta tratadora tiene cuatro bombas y aireadores que sirven para llevar el agua que llega a la planta, de unas lagunas a otras.

Aunque no precisó la inversión anual que requiere la planta tratadora para su funcionamiento, si detalló que se realizan estudios bimestrales que verifican que el agua se procese correctamente, los cuales tienen un costo de 25 mil pesos.

Además destinan recursos al pago de la electricidad, la cloración y al sueldo del personal que labora en el lugar, ya que constantemente se tiene que verificar el funcionamiento de las bombas y la cloración antes de liberar el agua a la corriente del río.

También explicó que, aunque el agua tratada es apta para el riego de algunos cultivos y el pasto, la mayoría de ella se libera en el caudal del río.

Sin embargo, se detectó que hay quienes utilizan el agua tratada en el riego de forrajes como alfalfa, en zonas aledañas a la propia planta tratadora.

 

La complejidad del tratamiento del agua

Imagen visitó la planta tratadora de aguas residuales, donde verificó que en primera instancia las aguas crudas, que son las que vienen directo de la red de drenaje, llegan a una pila que tiene unas coladeras para filtrar los residuos.

Diego Zúñiga, trabajador de la planta tratadora, explicó que el agua trae consigo artículos que van desde ropa, zapatos, juguetes, toallas femeninas, entre otros, y ahí se hace una filtración explicó.

Luego de filtrar el agua, pasa a lagunas biodigestoras donde la bacteria buena se encarga de comenzar el proceso de limpieza del líquido sucio; después pasa a lagunas aeróbicas y de ahí a una tercera donde se realiza el proceso de oxigenación, para pasar a otra pila donde se clora, de ahí es liberada al río.

Explicó que lo único que se puede verter en el inodoro es el papel higiénico porque se deshace, pero es algo que casi nadie hace, por lo que pidió que la población sea más consciente y responsable con lo que respecta al agua incluso la que se va al drenaje.

Además, en el lugar hay una pila en donde se limpian los residuos grasos que puede tener el agua.

La planta tratadora tiene “horas pico”, que son de las 12:00 del mediodía a las 10:00 de la noche, ya que es cuando se procesan de 22 a 24 litros por segundo.

Los responsables de la planta piden a la población sea más consciente del uso del agua y evite en su mayoría el uso de productos químicos para la limpieza.

Don`t copy text!