|  

Edición
Impresa

26 de septiembre

26 de septiembre

Regreso a clases era necesario, pero no inevitable y agravará la pandemia

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email
Eduardo Ruiz-Healy.

El presidente Andrés Manuel López Obrador decidió, sin consulta ciudadana de por medio, que hoy regresen a clases más de 30 millones de niños y jóvenes quienes desde marzo del año pasado dejaron de asistir a la escuela a causa de la pandemia de Covid-19.

Después de tanto tiempo fuera de las aulas, los niños y adolescentes sufren un serio y tal vez irrecuperable rezago académico porque, salvo algunas excepciones, fueron muy deficientes la mayoría de los métodos de educación a distancia.

Además, varios estudios muestran que el no ir a la escuela ha afectado física, psicológica y emocionalmente a millones de estudiantes, como lo informó recientemente el subsecretario de Derechos Humanos, Población y Migración de la Segob, Alejandro Encinas.

Al presentar un estudio realizado por el gobierno federal, Encinas informó que en el primer semestre de este año se registraron 129 mil 020 casos de violencia familiar, 24% más que en el mismo periodo de 2020, y que el 75.7% de los casos de lesiones por violencia ocurrieron dentro de los hogares.

Añadió que el año pasado mil 159 niños se suicidaron y que “la tasa de suicidios en niñas, niños y adolescentes aumentó en 12%” respecto a 2019. Detalló que los suicidios de niñas y niños de 10 a 14 años aumentaron 37% y 12% entre mujeres adolescente de 15 a 19 años.

Los niños y jóvenes también resultaron víctimas de la epidemia de homicidios que empezó en 2018 como resultado de la absurda y no planeada guerra que Felipe Calderón emprendió en

Don`t copy text!