Un bar lleno de historia y arte, la Casa Verde

Todo empezó el año de 1944, cuando Aurelio Ibarra inició con el bar Casa Verde.

En este lugar hay 80 pinturas que se exponen junto a 2 mil fotos. | Foto: Ángel Martínez

FRESNILLO.- Todos los pueblos y ciudades tienen sus bares representativos, estos sitios a los que uno debe ir al menos una vez en su vida, este es el caso de la Casa Verde un lugar que ya tiene su historia.

Al día de hoy este espacio está cerrado temporalmente, pero vale la pena recordar de donde viene y todos los años de historia que tiene y para ello tenemos que remontarnos al año de 1944, cuando Aurelio  Ibarra inició con el bar Casa Verde.

Este lugar es único y es que en él se combinan  no solo el consumo de bebidas, sino arte y fotografías que se exponen en dicho espacio para  los visitantes.

Han pasado 78 años desde su  apertura en Zacatecas y tiempo después  se mudaron a Fresnillo, donde se ha tornado un punto tradicional con el paso de las generaciones.

Con el paso de los años, su familia se  fue sumando a este proyecto, en el que acercan  arte, a través de 80 pinturas que se exponen en el lugar  y más  de 2 mil fotografías  que se exponen en el negocio.

Cristy Ibarra  junto a sus hermanos Juan Francisco, Marco Aurelio y Alejandro ayudan en el bar para mantener  viva la tradición familiar y continuar con la opción para sus clientes.

Cristy detalló que cada martes brindan a quienes los visitan caldo de rata,   que aseguraron ayuda a diversas enfermedades y es de los más solicitados por los que acuden.

Explicó que se cuenta con una bebida  en honor a Tomás Méndez y diferentes aperitivos y comienzan a trabajar  desde las 10 de la mañana hasta  media noche.