Para el dinero

Frase del día: El éxito es la suma de pequeños esfuerzos repetidos día tras día.


Lo que necesitarás es:

  • Un cenicero
  • Una moneda
  • Cerillos de madera
  • Salvia seca

Haz esto al aire libre por razones de seguridad, preferiblemente durante una noche sin viento. Encuentra un lugar cómodo en el suelo para sentarte. Coloca el cenicero delante de ti.

A continuación, toma la moneda y ponla boca arriba en el centro del cenicero. Asegúrate de que el retrato de la moneda esté perfectamente alineado.

Pellizca un poco de salvia seca y cuidadosamente colócala alrededor de la moneda, a lo largo del borde o perímetro del cenicero.

Asegúrate de no cubrir nunca la moneda con la salvia para que el retrato en la moneda permanezca claramente visible.

La salvia se ha utilizado desde la antigüedad para repeler la energía negativa. Esto es importante porque la negatividad y las malas vibraciones pueden afectar tu potencial para el crecimiento financiero. Además, eliminar la energía negativa abrirá las puertas para la buena suerte.

Luego enciende un cerillo y quema la salvia uniformemente. Una vez que la salvia empieza a emitir un humo espeso, mira la moneda con intensa concentración. Si el humo entra en tus ojos, puedes inclinarte un poco hacia atrás.

Mientras te concentras en la moneda, di este encantamiento:

“Guías espirituales, señora suerte, bendecidme con su luz.

Plantad las semillas del dinero y dadles vida.

Que mi fortuna florezca en cada temporada.

Os doy las gracias por cada oportunidad que me han dado hasta ahora.

Que sigan bendiciéndome.”

Después de esto, no apagues la salvia. Deja que se extinga por su cuenta. Con estos simples conjuros mágicos, debes comenzar a ver una rápida mejora en tu situación financiera.