|  

Edición
Impresa

21 de septiembre

21 de septiembre

Para ese antojo de feria, los dulces de José en Fresnillo

José se dedica a vender algodones de azúcar y manzanas desde que era niño.
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email
Vende algodones de azúcar y manzanas recién hechas. / Foto: Ángel Martínez

FRESNILLO.- Tiene un antojo de dulces de fiesta como manzanas caramelizadas o algodones de azúcar, con todo el sabor tradicional y hechas al día, tiene que darse una vuelta con José Flores Navarro.

Y es que el buen José, para salir adelante, vende algodones de azúcar y manzanas caramelizadas, las cuales el mismo Pepe prepara a diario para ofrecerles a sus clientes lo mejor de lo mejor.

Al igual que sus padres, José se dedica al comercio y de ellos aprendió todo lo que sabe y lo aplica día con día en su trabajo. Gracias a esas enseñanzas, José ha salido adelante.

Todos los días hace 40 algodones de azúcar. / Foto: Ángel Martínez

Aunque sin dudas, no les ha sido nada fácil, pues, con la pandemia del coronavirus, sus ventas se vieron afectadas, debido a que la no salía y ni había motivos para darse un antojito.

Pero sin importar los malos momentos, que ya parecen estar pasando, José se ha puesto a trabajar y así salir adelante contra todos las dificultades.

Según nos cuenta, desde las 10 de la mañana, José se pone a trabajar al preparar sus algodones de azúcar y sus manzanitas, que le quedan deliciosas y por eso, lo buscan mucho.

Después de la preparación, José sale a vender sus productos a las principales calles de Fresnillo a partir del mediodía, tiempo en que ofrece sus productos fresquecitos.

Y si bien la hora de empezar a trabajar siempre la tiene muy clarita José, lo cierto es que a la hora de salir, todo cambia, pues, todo depende de los clientes que le vayan saliendo a lo largo del día.

Aprendió a hacer estos dulces desde que era niño. / Foto: Ángel Martínez

 

En 2 horas hace 40 algodones y 50 manzanas caramelizadas

Mientras José  oferta algunas manzanas, aseguró  que la pandemia del coronavirus ha provocado una baja de ventas de hasta 80% desde hace más de un año, pero sigue en el comercio  porque le gusta.

Tanto así que José se dedica a hacer 40 algodones de azúcar y unas 50 manzanas acarameladas al día, y vende todo lo que se puede en un día, y es que estos productos son populares.

Y es que según cuenta, las manzanitas y los algodones de azúcar se venden  desde hace décadas y son buscados por los más pequeños, a quienes les encantan.

No han sido días fáciles por la pandemia, pero José siempre sale a trabajar. / Foto: Ángel Martínez

José aseguró que de su trabajo lo más fácil es hacer los algodones de azúcar, los cuales quedan con un color muy llamativo.

Pero eso no es el caso de las manzanas acarameladas, las que requiere tener mucho cuidado, si no se quema el dulce y amarga.

Tal como menciona, José se siente muy orgullo de cómo se gana la vida. Y es que ese es el modo en que ha salido adelante y ha pagado las colegiaturas de sus hijos.

Ahora como dice José: no hay nada más hermoso que saber todo lo que tiene uno, lo ha construido por sus propios medios; aunque eso no sea fácil.

“… Es como todo, a veces hay clientes, otras ni se vende”, pero las ganas no se la quitan a José.

Don`t copy text!