Trump emite mensaje luego de ser culpado de 34 delitos graves: “Me quieren encarcelar”

Foto: Cortesía
Foto: Cortesía

Trump no descarta seguir adelante con sus aspiraciones políticas en el futuro, desafiando los obstáculos legales que enfrenta.

ESTADOS UNIDOS: El expresidente Donald Trump, tras ser condenado por un delito grave, desató una serie de declaraciones desde Nueva York que han agitado el panorama político estadounidense.

En una rueda de prensa desde la Torre Trump en Manhattan, Trump expresó su asombro ante la situación, insinuando que si le pueden hacer esto a él, nadie está exento.

Trump no escatimó en señalar la “gente mala” que, según él, está detrás de su condena, arremetiendo especialmente contra el juez Juan Merchán, a quien calificó de “muy conflictivo”.

A pesar de las acusaciones en su contra, Trump enfrentó los 34 cargos de delitos graves, incluyendo una supuesta conspiración ilegal para interferir en las elecciones presidenciales de 2016 y el ocultamiento de información negativa, como un pago a una estrella de cine para adultos a cambio de su silencio.

A pesar de su situación legal y los delitos cometidos, Trump aún conserva la posibilidad de postularse para cargos públicos en el futuro. La audiencia de sentencia está programada para el 11 de julio, justo antes de la Convención Nacional Republicana, donde, posiblemente, se le designará oficialmente como el candidato del Partido Republicano.

También puedes leer: Joe Biden autoriza a Ucrania uso de armamento estadounidense contra Rusia

La Constitución de Estados Unidos no prohíbe expresamente que un condenado en un juicio penal se postule para elecciones, lo que deja abierta la posibilidad para Trump.

Sin embargo, el veredicto del jurado y los detalles del juicio han generado un gran interés público, avivando un debate sobre el sistema judicial y la responsabilidad de los líderes políticos en el país.

La sentencia de Trump, que podría variar desde prisión hasta libertad condicional, se dictaminará por el juez Merchán, quien evaluará las pruebas presentadas durante el juicio.

A pesar de su condena, Trump no descarta seguir adelante con sus aspiraciones políticas en el futuro, desafiando los obstáculos legales que enfrenta.