|  

Ritual para cambiar el caracter rebelde de un hijo

Es una locura amar, a menos de que se ame con locura.
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email
Confía en la magia de Dumbar el Curandero.

Necesitarás:

  • Una pluma de tinta roja
  • Azúcar, la suficiente para cubrir la mitad de un vaso
  • Un vaso liso de cristal, no debe tener dibujos
  • Canela molida o en rama
  • Miel
  • Un huevo blanco
  • Un marcador grueso permanente

Dibuja en un lado del huevo el rostro de tu hijo (características principales como lentes, bigotes, pecas) o bien puedes colocar el nombre completo y la fecha de nacimiento de él o ella.

En el otro lado escribirás este conjuro:

“Conjuro a mi hijo para que se porte bien y se acerque a mí en paz. Que así sea.”

Debes colocar un poco de azúcar en el vaso, luego pon el huevo al centro y cúbrelo totalmente de nuevo con azúcar.

En el dado caso que sean dos hijos, debes escribir los nombres completos de cada uno y sus fechas de nacimiento.

Conjuración al hijo rebelde

Ahora escribe en un papelito blanco tu petición. Por ejemplo: que mi hijo no sea rebelde, que estudie, que cambie su carácter y se amanse conmigo, etc.

Después dobla en cuatro el papel, el cual podrás al lado del huevo y que se cubra con el azúcar.

Enseguida espolvorea la canela, sobre todo, cubriendo muy bien el azúcar en el vaso.

Si tienes ramitas de canela, usa tres, las que sumirás haciendo un triángulo dentro del vaso.

Habiendo hecho esto, colocarás tu mano derecha sobre la boca del vaso y dirás lo siguiente en voz alta:

“Universo por tu inmenso poder escúchame hoy, te pido por (nombres y apellidos de su hijos); te ruego que se aleje de la rebeldía, que su carácter se amanse conmigo y me acepte como su madre que soy.

“Que su vida sea bendecida con tu fuerza Divina, y que nada ni nadie, pueda romper su maravilloso destino, y lo separe de ti. Te pido de corazón para que todo esto, así sea hoy y siempre. Así lo digo y así ya es. Hecho está.”

Al final, colocarás el vaso en un lugar oscuro de la casa y esperarás 30 días. Pasados estos, lo colocará en una bolsa negra y lo tirarás muy lejos de tu casa, con todo y vaso.

Deberás tirar el vaso, porque será un contenedor energético negativo y no puede volver a utilizarse.

Don`t copy text!