|  

Edición
Impresa

27 de octubre

27 de octubre

Con … Ciencia Panspermia II

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

Uno de los enigmas más fascinantes y que tal vez no llegue a resolverse nunca se refiere al origen de la vida en la tierra. La evidencia científica que se conoce hasta ahora afirma que la vida en nuestro planeta ocurrió hace al menos 3 800 millones de años. Una de las teorías más aceptadas en relación al comienzo de la vida en este planeta, afirma que en la Tierra Primitiva se dieron condiciones propicias para sintetizar las primeras moléculas orgánicas y progresivamente se fue incrementando su nivel de complejidad.

 

Un argumento alternativo de connotaciones fascinantes acerca del origen de la vida terrestre es la Panspermia. Del griego pan «todo» y esperma «semilla» la palabra Panspermia hace referencia a una hipótesis que plantea que la vida existe en todo el Universo distribuida en polvo espacial, meteoritos, cometas, asteroides, planetoides incluso en naves espaciales que transportan contaminación no intencionada de microorganismos

 

La teoría de la Panspermia sugiere que las semillas, o la esencia de la vida, se encuentran diseminadas por todo el cosmos y que la vida comenzó en la tierra debido a la llegada de dichas semillas a nuestro planeta.

 

El 7 de abril de 2009, el físico Stephen Hawking durante su presentación en el Origins Symposium expresó su opinión acerca de lo que los humanos podemos encontrar al aventurarnos en el espacio interestelar, como la posibilidad de vida extraterrestre mediante la teoría de la Panspermia “La vida podría extenderse de un planeta a otro o de un sistema estelar a otro sistema estelar, transportada por meteoros”.

 

Entre 2008 y 2015 se realizaron tres experimentos de astrobiología afuera de la Estación Espacial Internacional; una gran variedad de biomoléculas, microorganismos y sus esporas estuvieron expuestas al flujo solar y al vacío del espacio durante año y medio. Muchos de esos organismos sobrevivieron en estado inactivo y esas muestras protegidas por material de meteorito simulado proporcionan evidencia experimental de la alta probabilidad del escenario hipotético de la transferencia de organismos en rocas de un planeta a otro a través del espacio interestelar (litopanspermia).

 

 

Don`t copy text!