|  

Rojo, verde y dulce, César vende 22 tipos de mole

César recorre toda la república mexicana vendiendo moles.
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

ZACATECAS.- Uno de los platillos más rico de nuestra gastronomía es el mole, que viene en muchas presentaciones y colores, pero sin duda, César Ríos vende una rica variedad de moles.

El hombre es originario de la alcaldía de Milpa Alta, en la Ciudad de México; César Ríos Rivera, de 45 años, junto a toda su gente, se dedican a vender moles y a recorrer toda la república mexicana.

Y es que este es un trabajo familiar que tienen al menos tres generaciones, en las que se han heredado el conocimiento para hacer una preparación totalmente artesanal de este rico manjar tradicional mexicano.

Dice que ha pasado 20 veces aquí por Zacatecas.

Tal como nos cuenta, esta tradición viene ligada directamente de su lugar de origen, allá, las lejanas tierras de San Pedro Atocpan, en Milpa Alta.

En este lugar, cada año desde la primera hasta penúltima semana de octubre, la gente se reúne para celebra la Feria del Mole, y es que esta es la feria dedicada a la comida más importante que existe.

Una feria dedicada al mole que no solo es una de las más importantes en la Ciudad de México y que es hasta una de las más trascendentales del país.

Si se le antoja un molito, César está de paso aquí en Zacatecas.

Varias familias de este lugar viven del mole, aunque también ofrecen otros productos tradicionales derivados de sus ingredientes, como granolas caseras, pipian, y pinole por mencionar algunos otros ricos manjares.

Lleva mole en las venas

César, dijo que desde que recuerda, ya cuenta con unos 25 años haciendo este trabajo y dedicándose a esta actividad de manera independiente, pero eso sin contar el rato que, desde niño ya participaba en el negocio familiar.

Y es que esto para él es todo un legado que viene desde sus padres y que traspasa a las nuevas generaciones de su familia. Como quien dice, el mole le corre por las venas a él y a su familia.

“Nosotros preparamos 22 variedades de mole, tenemos de todo tipo como el tradicional mole almendrado, mole verde, de frutas, de arándano, nuez, piñón, de manzana y muchos más…”

Y es que con toda esa variedad a poco no se antoja probar un poquito de todo, desde el más picoso al más agridulce, aquí uno se deja apapachar con las ricas recetas familiares.

Durante 15 días estará en el Jardín Independencia por si quiere comprar un mole.

Y es que estas recetas sobreviven como una tradición que van de la mano con la selección de los mejores chiles y especias tal como nos explica César.

Agregó que, si hay algo que disfruta de su trabajo a parte de conocer cada rincón del país, es ofrecerle a la gente un buen producto de calidad, hacerlo con gusto para que le sepa mejor que el mole de vaso.

Siempre busca darle a los clientes un producto de calidad.

Aquí en Zairo lo encuentra

Comentó que a Zacatecas han venido por unas 20 veces y que siempre los han tratado de la mejor manera; al día de hoy, están instalados en el Jardín de Independencia, donde permanecerán por 15 días.

Así que ya sabe, si se le antoja probar alguno de sus moles, no dude en darse una vuelta para conocer qué ofrecen en este corredor que incluye a la gastronomía y ofrece degustaciones de sus productos.

Algo que ama de su chamba es poder dar vueltas por el país.

Pues ahí todo lo que ve son puro producto elaborado artesanalmente; por si le late ir, recuerde que su horario de atención es de las 8 de la mañana hasta las 9 de la noche todos los días de la semana.

Don`t copy text!