|  

Edición
Impresa

07 de diciembre

07 de diciembre

El obispo Sigifredo Noriega invitó a tomar conciencia de las decisiones 

En su sermón recordó que el ciudadano es sensible a las situaciones que pasan en su cultura.
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email
Obispo Sigifredo Noriega Barceló. | Foto: Rafael de Santiago.

ZACATECAS.- Durante la misa dominical en la Catedral basílica, el Obispo Sigifredo Noriega Barceló, en su sermón recordó que el ciudadano es sensible a las situaciones que pasan en su cultura, en su época.

Pues el ser humano es sensible ante la violencia y hay lenguaje que expresa esta angustia de que como será el fin de todo.

“Nosotros muy contentos con el buen fin, pero que pasar con el fin de la historia, de la creación y de tu vida, y de ahí surgen las preguntas más difíciles de responder, como que sentido tiene amar, si a quien amamos va a desaparecer de nuestra mirada”, dijo.

Reflexionó que el ser humano se cuestiona en esforzarse cada día cuando ve que el mal va ganando.

Y la palabra de Dios es buena noticia, a través de la parábola de la Higuera, pues en las creencias antiguas el sol la luna y estrellas representan los imperios, y la biblia dice, los imperios van a pasar.

“Nuestra acta de nacimiento sigue con el acta de defunción, tenemos un inicio y un final, y vivimos en el tiempo de que, si bien la vida es bella, la vida es breve, hace una semana sepultábamos a mi papa de 96 años, y que son en relación con una eternidad”, agregó.

Por lo que es importante tomar conciencia de las decisiones y del legado que se va a dejar en el camino. Y aclaró que no debe ser miedo, sino acatar responsabilidad en un mundo en el que se vive de prisa en donde se trata de solucionar lo inmediato.

Y el día que se rindan cuentas de los pasos y huellas dejadas la materia será la caridad por encima de todo, y la pregunta principal será si se dio amor de calidad en vida.

Don`t copy text!