Ana Victoria Espino de Santiago, primera mujer con Síndrome de Down que se gradúa de la Licenciatura en Derecho

La joven, que ahora es abogada, también ha incursionado en el camino de las artes; desde el 2014 ha realizado diversas exposiciones de pintura que la han llevado a mostrar su talento

Jerez, Zacatecas, a 21 de junio de 2024.- Ana Victoria Espino De Santiago, se convirtió en la primera mujer zacatecana con síndrome de Down que concluye su carrera universitaria el Derecho por la Benemérita Universidad Autónoma de Zacatecas (BUAZ).

“Tanto para mí como para mi padre y mi madre, siempre ha representado un reto, abrir camino en la educación en Zacatecas, desde pequeña me han enseñado la disciplina y a aprender de manera diferente; y hoy, todos esos esfuerzos rindieron frutos, al concluir con éxito mi carrera universitaria en Derecho”, comentó Ana Victoria.

La primera abogada con Síndrome de Down en el mundo, nace en la ciudad de Zacatecas el 30 de enero del 1999, su condición que no fue impedimento para que las puertas de la educación se le abrieran por lo que ingresa al Instituto Ana Sullivan para estudiar su educación básica y posteriormente media superior.

Once años, donde su madre Marisol De Santiago Ochoa y su padre Jesús Espino Zapata, le impulsaron para cumplir con sus tareas, fomentándole la disciplina en el estudio y paralelamente el amor por el arte, específicamente en la pintura.

En agosto del 2019 ingresa, por decisión propia, a la carrera de Derecho de la Benemérita Universidad Autónoma de Zacatecas (BUAZ), donde a través de sus maestras y maestros, comienza a descubrir su pasión por las leyes y los derechos humanos.

Derivado del apoyo de su familia, docentes y estudiantes de la BUAZ, Ana Victoria comienza a construir un sueño personal: llegar a la máxima tribuna del Estado, para hablar por todas las personas que viven una discapacidad y ocupar espacios donde se puedan desarrollar plenamente.

“Me veo siendo diputada local, me apasiona el derecho y quiero abrir camino para que todas las personas que vivimos con alguna discapacidad podamos ocupar espacios de decisión, porque nuestra condición no nos silencia la voz, la voluntad y la capacidad para contribuir a mejorar nuestro estado”- menciona Ana Victoria.

La joven, que ahora es abogada, también ha incursionado en el camino de las artes; desde el 2014 ha realizado diversas exposiciones de pintura que la han llevado a mostrar su talento en el vestíbulo del Congreso de la Unión, en la Ciudad de México, con su obra “Desde mi cielo”.

Ha participado en foros en el Senado de la República, donde Ana Victoria, ha tenido la oportunidad de platicar con las y los legisladores, quienes le han reconocido el valor de su mensaje y motivado a buscar un escaño en el Congreso de Zacatecas.

Ana Victoria es una zacatecana con síndrome de Down que pinta y es una apasionada de la música instrumental, que sueña con ser diputada local y hoy ha cumplido con el primer requisito: tener una licenciatura.