Te consentirá Azucena cada que vayas a Huanusco - Imagen Zacatecas

  |  

El tiempo - Tutiempo.net



Te consentirá Azucena cada que vayas a Huanusco

Azucena Hernández te ofrece los mejores platillos de mar y antojitos mexicanos.

   |  3 junio, 2020

Azucena Hernández, propietaria del restaurant "El Álamo". Foto: Rocío Ramírez.

HUANUSCO. – Si a Huanusco has de ir al restaurante El Álamo hay que ir, donde Azucena Hernández Lozano ofrece lo mejor en productos de mar, antojitos mexicanos y, sobre todo, un sazón que hará chuparte los dedos.

Para Azucena, el comienzo no fue fácil, pues para empezar no sabía si tenía la capacidad de cocinar para otras personas que no fueran su familia.

Para variar el menú, Azucena agregó otros platillos y entre los favoritos están los camarones a la diabla.

La pequeña empresaria comenzó con su sueño de ser independiente al ofrecer comida casera de la más alta calidad, como sopas de pasta y guisos con carne.

Sin embargo, Azucena quería aún más, pues quería complacer a sus diferentes clientes. Por ello, inició el reto de variar el menú y ofrecer mariscos, desde un coctel hasta un platillo más elaborado.

De esta manera, la huanusquense puso todo el empeño para llevarlo a cabo y visitó a su cuñado hasta el municipio de Tepechitlán.

En el vecino municipio aprendió todos los cuidados al momento de cocinar mariscos y las múltiples variedades que se pueden hacer.

Con práctica y dedicación, Azucena aprendió hacer desde ceviche hasta aguachile; pero muy a su estilo, el cual maravilló a los zacatecanos y hasta los extranjeros que la han visitado.

La cocinera nos cuenta que en el restaurante El Álamo han pasado clientes de varias nacionalidades, como chinos, alemanes y hasta estadounidenses, quienes llegan por sus comensales mexicanos.

A modo de anécdota, nos contó que en una ocasión recibieron a un chino, que no sabía hablar español; pero que quedó encantado con una mojara frita.

Por ello, hubo una segunda oportunidad en que el asiático fue al restaurante y les mostró una fotografía de la mojarra que comió en la primera vuelta, pues quería probarla otra vez.

Los primeros en entrar a las novedades fueron las tostadas, la mojarra frita y el aguachile.

 

Un menú para todos los gustos

La carta de platillos es tan amplia como la confianza que depositan los comensales en Azucena.

La huanusquense ofrece desde unos riquísimos chilaquiles, acompañados de huevos al gusto y frijoles refritos con queso; hasta un aguachile de camarones que te dejará sin aliento.

Una tosta de ceviche al gusto.

Aunque ahí no para el sazón y las deliciosas noticas, pues también puede preparar unas gorditas de carne molida, rajas y otros guisos.

Además, para los que les gusta la comida rápida hay tortas, hamburguesas y sándwiches, los que están listos para la hora del desayuno.

También para hacerse agua la boca están los camarones a la diabla, el ceviche de pescado, el caldo de camarón y pescado, el filete empanizado y la mojarra frita.

Aunque para los que son carnívoros está la carne asada y otros platillos que puedes disfrutar desde muy temprano.

Para Azucena, el día a día comienza desde las 8:00 de la mañana, hora en que inicia todo los preparativos para recibir a sus hambrientos clientes.

Se te caerá la baba con los camarones a la diabla.

Placeres en la vida y en la cocina

Para Azucena no hay placer más grande en su negocio que ver cuando sus clientes se van satisfechos con la comida que les sirve.

Además, dice sentirse muy agradecida, porque a través de los 18 años que ha estado trabajando en el lugar, se ha ganado la amistad, aprecio y recomendaciones de los clientes.

Amar tu trabajo, amar lo que haces, es clave para que tengas éxito”, dice Azucena.

Señala que cada platillo lleva un poco de su amor por la cocina, de su alegría y amor por sus clientes, “es muy importante que cada día te dediques a mejorar a probar, a inventar”.

Una carnita asada bien balanceada.

Un servicio de estrella Michelin

La gastronomía es un negocio muy delicado, por eso siempre hay que escoger los mejores y más frescos ingredientes, prepararlos al momento y ponerle alegría, amor y chispa.

Muchas de las veces, cuando un restaurante llega a ser famoso, sus cocineros dejan de ponerle empeño y la gente se comerá prácticamente lo que les sirvas, dice Azucena.

Sin embargo, para ella el cuidar cada detalle es crucial y la receta secreta para su negocio es poner lo mejor de ella cada día, sin importar que comas unos huevitos o un cóctel de camarones.

Generalmente, los chefs más reconocidos del mundo tienen una o varias estrellas Michelin, que presumen como un gran trofeo en sus restaurantes.

Lo anterior, garantiza a los comensales que cualquier platillo que ordenen será delicioso; pero hay quienes no tienen esa condecoración, pero definitivamente merecerían una, como lo es el caso de Azucena.

Todos los platillos están deliciosos.

Sino visitas El Álamo te falta barrio

Si cuando vayas a Huanusco no vas a probar, mínimo el caldo, de camarón o pescado; y el agua chile morirás sin saborear lo que hasta los vecinos del municipio de Tabasco conocen.

Los platillos de Azucena tienen sus propias estrellas, pues los comensales señalan que los mariscos son para degustar y después morir sin el pendiente.

La cocinera tiene 18 años con su restaurante “El Álamo”, que es un restaurante, sencillo, pequeño; pero en su cocina guarda un tesoro.

Su bonito local está a unos pasos de la Plaza Principal, a donde han llegado chinos, alemanes y hasta gringos.

La dueña de su propio negocio tiene una sonrisa franca, un actuar sincero, en cuyas manos y corazón, tiene el talento de transformar los alimentos en exquisitos manjares.

Así que no pierdas la oportunidad de comer rico, visítala en Huanusco, está a escasos metros de la Plaza Principal, yendo hacia el municipio de Tabasco.

Trabajan de domingo a viernes, en un horario de 8:00 de la mañana a 6:00 de la tarde.

Comentarios

Don`t copy text!