Dan el último adiós a Luis Enrique Mercado - Imagen Zacatecas

  |  

El tiempo - Tutiempo.net



Dan el último adiós a Luis Enrique Mercado

A la misa acudieron amigos, familiares, trabajadores y funcionarios.

Avatar

   |  29 diciembre, 2020

La misa la ofició el obispo de Zacatecas, sigifredo Noriega Barceló. | Fotos: Miguel Alvarado y Carlos Montoya.

ZACATECAS.- Con un acto solemne lleno de respeto y admiración se despidió a Luis Enrique Mercado Sánchez, uno de los periodistas más reconocidos y queridos en el ámbito estatal y nacional.

El homenaje póstumo se realizó la mañana del martes en las instalaciones del periódico Imagen; uno de sus proyectos más ambiciosos y con mayor éxito donde dejó una gran huella y legado.

En el lugar, los trabajadores realizaron una guardia de honor para honrar su memoria ante una lona con una fotografía del “Jefe”, cómo de cariño se le llamaba.

Fotogalería

Ceremonia religiosa

La ceremonia religiosa fue oficiada por el obispo de la Diócesis de Zacatecas, Sigifredo Noriega Barceló, quien celebró la vida del Jefe; honró su memoria y legado que dejó en la tierra a lo largo de 68 años.

La misa se realizó en “La Huerta”, finca que Mercado Sánchez construyó durante años con esfuerzo y dedicación.

Acudieron amigos, familiares, trabajadores y funcionarios, quienes respetaron la sana distancia entre los pocos asistentes.

“Que Dios haya encontrado a Luis Enrique en el mejor momento de su vida, lo imagino inquieto, mirando más allá del momento; en la presencia de Dios quien le dice pásale, ven hermano y cristiano”, dijo el obispo durante la ceremonia litúrgica.

El obispo aseguró que con las personas que apoyó a lo largo de su vida y las buenas acciones que realizó, cosechó un legado y cumplió su misión en la vida.

Además, deseó fortaleza y resignación a su esposa Luz María Hernández y a la familia Mercado Sánchez. Finalmente pidió a Dios “darle paz eterna y que luzca para el la luz perpetua”, dijo.

Su esposa agradeció la presencia de los asistentes y consideró que el periodista zacatecano tuvo una despedida digna y fue en su rancho La Huerta, su más grande amor al igual que el velero, compartió.

También lo recordó como un hombre completo, cabal y feliz.

Su hermana Patricia Mercado Sánchez se refirió a él cómo el pilar de la familia, la base, el sostén y el apoyo permanente; por lo que consideró que “la familia nunca estará completa otra vez”.

“Estuvo ahí para cada uno, fue como un padre, maestro, guía y ejemplo a seguir, su inteligencia periodista lo llevo a ser uno de los más importantes de México, antes de los 40 años fundó El Economista”, dijo su hermana.

Recalcó que en vida se refirió a su esposa Luz María como “su gran amor y que cuando se iba a casar externó que nunca había sido tan feliz”, compartió.

Fue una ceremonia íntima, solemne y serena; el cielo estaba despejado con un intenso azul, el sol calentaba pero no quemaba y el aire movía ligeramente los árboles que tantas veces vieron cabalgar a Luis Enrique en aquel lugar, fiel amante de los caballos, animales que, por cierto, permanecieron junto a sus restos durante la misa.

Comentarios

Don`t copy text!