×
×
×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



El Resbalón
Sufren Martín del Real y la exsíndica 
Los Reporteros 27-09-2016 21:07 hrs

Compartir

×


Compartir



Liga Corta




El trienio pasado fue una pesadilla para Mauricio Martín del Real  y la ahora exsíndica de Tlaltenango Vianney Lisette Mayorga.

Dejaron muchos pendientes sin resolver y para colmo, les llovieron observaciones de los colaboradores de Raúl Brito en la ASE.

La última, resulta que el dos veces exalcalde modificó presupuestos en la cuenta pública del 2015, sin justificación.En total, los gastos habrían sido de unos 111 millones de pesos, pero los ingresos de 107 millones.
 
Contra Ramírez
Jorge Díaz González,el consentido y tesorero del alcalde Julio Ramírez en Río Grande, ya trabajaba para él anteriormente como contador privado, según cuentan.

Además, aseguran que el presidente municipal se jacta de haber ganado la elección no por el PAN ni el PRD, sino por su carisma y encanto personal, cosa que le cuestionan.

Tanto perredistas como panistas lamentan que este hombre ya piense en reelegirse cuando no sabe como le irá en el trienio.

En Nochistlán
Antes de irse, también le llegaron pendientes al ahora exalcalde de Nochistlán, Fernando González Sánchez.

Resulta que un hombre le reclamó al municipio un pago debido a que al hacer la Avenida Perro Aguayo invadieron una parte de su propiedad.

Le entraron en Villa de Cos
Francisco Sifuentes quiso dejar su legado en Villa de Cos y poco antes de terminar su trienio hizo un acuerdo para evitar los problemas de adeudos con el IMSS.

Resulta que el priísta dijo que habló con Claudia Anaya y esta a su vez con el exsecretario de Hacienda Luis Videgaray para tratar el asunto, pues Villa de Cos debía alrededor de 7 millones de pesos al seguro.

Pues según Sifuentes, le ofrecieron condonar el monto a cambio de que firmara un convenio: el de comprometer las finanzas del municipio en caso de que no se cumpliera con los pagos. Los entonces miembros del cabildo aprobaron la disposición.

Por cierto, los diputados Osvaldo Ávila y Jorge Torres están muy preocupados por la petición para que se les retiren las herramientas legislativas. Les gusta sentirse poderosos repartiendo cosas.