×
×
×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



Directrices para disminuir el abandono
Rafael Sánchez Andrade 16-07-2017 23:36 hrs

Compartir

×


Compartir



Liga Corta




El abandono escolar, la cobertura y el ingreso al Sistema Nacional de Bachillerato son las prioridades que la Subsecretaría de Educación Media Superior ha establecido para incrementar los resultados obtenidos. Para disminuir el Abandono escolar se han implementado programas de becas, de desarrollo de habilidades socioemocional y apoyos integrales, sin embargo los resultados no han sido los esperados, ya que de acuerdo a cifras de la Secretaría de Educación Pública en Zacatecas en el ciclo escolar 2014-2015 el abandono fue de 15.9% y en el ciclo escolar 2015-2016 disminuyó a 15.6%, esta cifra significa que en este año más de 10 mil alumnos dejaron de estudiar. A nivel nacional en los mismos ciclos escolares mencionados el 12.6% y 12.1% de los alumnos respectivamente abandonaron sus estudios.
Dentro de sus atribuciones el Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación, durante el 2017 emitirá directrices de mejora enfocadas a la prevención y atención del abandono escolar en la educación media superior. 
El INEE ha analizado las fortalezas y debilidades de los programas que se han diseñado para disminuir el abandono escolar, por ahora me referiré a las debilidades encontradas: Poca adaptabilidad de la estrategia a la diversidad de contextos y a la desigualdad existente entre los diversos planteles y subsistemas; desconocimiento de la estrategia en muchos planteles; Escasa coordinación interinstitucional, intersectorial y entre subsistemas; falta de recursos económicos, materiales, de infraestructura, humanos e incluso de tiempo; escasa participación de los jóvenes y padres de familia en la planeación y la toma de decisiones en los planteles.
El Instituto considera necesario impulsar estrategias que mejoren la atención al abandono escolar, a continuación mencionaré algunas de ellas: Generación de sistemas de información para dar seguimiento a los estudiantes desde su ingreso; mejorar la articulación intergubernamental, coordinación intersectorial, interinstitucional y entre subsistemas; capacitación y acompañamiento a los diversos actores educativos; fortalecimiento del sistema de tutorías y orientación educativa; asignación de recursos para la instrumentación de la política integral para atender el abandono; fortalecimiento del vínculo padres de familia-planteles, así como el establecimiento de protocolos de acción inmediata ante casos de riesgo de abandono; desarrollo de intervenciones que favorezcan la reincorporación de los estudiantes que abandonaron la EMS.
Con la propuesta de directrices el Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación desde su ámbito de competencia apoyará a las autoridades educativas a mejorar las estrategias implementadas que faciliten disminuir el abandono escolar.