|  

Sin aprovechamiento hídrico en Jalpa y Tabasco

El agua va al río y las comunidades continúan sin servicio.
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

JALPA.- Durante años, miles de litros de agua se han ido al río sin mayor remedio en la comunidad de El Salitrillo, perteneciente a Jalpa; hace 20 años perforaron un pozo que desde entonces tira el agua, sin más destino que el río y una cantidad insignificante se destina al consumo humano y cuatro comunidades se abastecen de ahí.

En el año 2001 el gobierno municipal buscó una solución a la escasez de agua, principalmente en la comunidad El Salitrillo, pues en aquel entonces daban agua a sus habitantes mediante pipas.

Perforaron cuatro pozos, y el último dejó con la boca abierta a más de uno, pues de ese pozo brotó el agua a raudales al alcanzar los 200 metros de profundidad; además de resultar con mucha agua, esta era termal con una temperatura de 40 grados centígrados.

El agua desperdiciada frustra sueños agrícolas

Pronto se diseñaron las líneas de distribución del vital líquido e incluyeron a las comunidades de El Zapote de Abajo, El Alto del Zapote y El Tepehue, ya que el pozo dio para eso y más; sin embargo, el agua era y sigue siendo tanta que la gran mayoría se iba sin más al río, narra don Óscar Serna, habitante de El Zapote de Abajo.

Su sueño como agricultor siempre ha sido lograr que les den de esa agua para producir, pues han atravesado años de sequía; no obstante, el agua se tira, las parcelas continúan vacías y el tesoro sigue ahí, “es desesperante”, dice don Óscar.

Al ser agua termal la que emana de ese pozo, se planteó la posibilidad de construir un balneario en el lugar; sin embargo, nunca se logró que los propietarios del terreno donde está el pozo vendieran la parcela.

Desde entonces hasta hoy, el agua excedente del pozo y cientos de personas a la semana acuden de diversos puntos de Jalpa y municipios vecinos como Calvillo Aguascalientes solamente para bañarse.

Servicio de agua deficiente en comunidades

En contraste y pese a que hay muchísima agua en ese pozo, el servicio de agua potable para las comunidades de El Zapote de Abajo, El Alto del Zapote y El Salitrillo es deficiente, pues el tanque en que se almacena el agua para la distribución a los hogares es de apenas 10 mil litros; se acaba pronto, lo que provoca que haya escasez durante la tarde y noche.

Además, el costo del servicio es considerable y las familias pagan 200 pesos bimestrales por el uso de 40 metros cúbicos del vital líquido, que en realidad rara vez consumen a totalidad, según cuenta Jacinta Viramontes, habitante del lugar.

El costo es alto porque ya no alcanzaban a pagar la energía eléctrica y al pocero, por eso tuvieron que subir el costo a 200 pesos, explica.

Aun así, se sienten afortunados pues, aunque el servicio es deficiente en cuanto a la disponibilidad de agua en la tarde y noche, durante varias horas de la mañana tienen servicio.

Los habitantes la almacenan en tinacos; sin embargo, mencionan que es triste que tanta agua se tire y en otros lugares no tienen ni para beber.

Por cincuenta años se ha tirado el agua en Tenanguillo, Tabasco

La comunidad de Tenanguillo en Tabasco, es otra de las afortunadas en ser rica en recursos hídricos, ahí desde hace 50 años, tienen agua a raudales; sin embargo, al igual que en Jalpa, solo va dar al río y es aprovechada para refrescarse.

Paul Durán, cronista adjunto de Tabasco, explicó que en el año 1971 quisieron perforar un pozo para el agua potable, pero a escasos metros de perforación el agua brotó en gran cantidad, incluso hicieron una especie de alberca que está llena de personas todos los días.

Pese a que el lugar está lleno de habitantes prácticamente a diario, el uso de la alberca es gratuito y no se generan más beneficios económicos que las pequeñas compras que realizan los visitantes en las tienditas de la comunidad.

Don`t copy text!