|  

El Runrún: Chiquipartidos, putrefacción de la partidocracia

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email
Eduardo Noyola, de la Familia Primero.

El negocio de los chiquipartidos es otra expresión de la putrefacción en la partidocracia. Dinero público directito a familias vividoras que no representan a nadie sino a sus hermanos, esposas, nueras, yernos, hijos y novias. El recursos también va a una estructura asalariada de chóferes, y ayudantes personales (como “promotores del voto”) que también se paga del impuesto de los que sí trabajan.

De pilón

Todas las facilidades se le están dando a Édgar Rivera con Movimiento Dignidad, el clan Noyola en la Familia Primero, Nacho Fraire del PAZ, Javier Valadez del Partido del Pueblo y otros que están detrás de las pequeñas franquicias de partidos políticos que estiran la mano para recibir dinero. Y precisamente por eso son pequeñas: no alcanzan a cubrir candidaturas ni en los 18 distritos locales ni en los 58 municipios. Aun así, les dan oportunidades en el IEEZ. Si por ejemplo, alguien del distrito 15 de Pinos votara por Redes Sociales Progresistas, donde ellos no tienen candidato, el voto cuenta y se toma en cuenta para la lista de sus pluris.

La 4T contra los caciques de la educación

Según lo advirtió el presidente AMLO, luego de las elecciones tendrán que venir acciones para ponerles un “hasta aquí” a los diferentes cacicazgos que se hacen presentes en el sector de la educación y en los sindicatos. El tabasqueño admite que ya no se puede permitir que normalistas, como los de San Marcos, participen en bloqueos y hasta lleguen a secuestrar camiones para que les cumplan sus caprichos. El Presidente de la República tampoco quiere que haya lideres sindicales, como Gerardo García del Cobaez y Gonzalo Franco en la Utzac que se cuelgan del poder hasta por más de una década. Es claro que el trato de la 4T con los sindicatos puede llegar a ser incómodo porque la mayoría de las cúpulas sindicales se comportan más bien como “mafia en el poder”. Casi siempre mienten, roban y engañan a sus agremiados. Cuenta la leyenda que Simitrio Quezada, director de Bibliotecas, ha despertado la furia de algunos cuando advierte que los sindicatos están para defender los derechos laborales de los trabajadores, no a los holgazanes.

Primera llamada

En la UAZ comienzan a ver con desconfianza algunas políticas de Gobierno Federal que dicen, atentan contra la autonomía. Y ya se han tenido intentos. El diputado local Raúl Ulloa pretendía impulsar una reforma que proponía quitarle el control a la universidad en la designación de funcionarios. Mientras tanto, el rector de la UAZ, Rubén Ibarra, está esperanzado a que el ISSSTE condone los adeudos históricos de la institución, o al menos una parte. Eso no va a ocurrir. Si algo no perdonan en la 4T son las condonaciones de los adeudos. Rubén tiene miedo de que lo pongan contra la pared y se vea obligado a tomar decisiones difíciles en cuanto a recortes. Pero tiene todavía más miedo el dirigente del SPAUAZ, José Juan Martínez, de que se les ocurra moverle algo al insostenible contrato colectivo de trabajo, que aún mantiene prestaciones impagables como la prima de antigüedad.

Cargos temporales

Desde que los invitó el gobernador Alejandro Tello, dejó claro a los funcionarios que las posiciones son temporales y en algún momento se tienen que terminar y aceptar lo que viene. Ese consejo, les recomiendan, lo deberían tomar independientemente de quién llegue a la gubernatura. Adriana Rivero, de la Semujer; Agustín Enciso del Cozcyt, y Alfonso Vázquez, del Instituto de Cultura, no tienen broncas en volver a las actividades académicas de lleno. Hay otros que se ilusionan con que los ratifique el gobierno entrante porque no saben vivir de otra cosa.

Hasta las 4 de la tarde

Con cinismo, varios candidatos se aferraron a sus puestos sin soltar el hueso que ya tienen. Eso genera conflicto de interés y prácticamente asegura el desvío de recursos para “actividades no oficiales”. El alcalde de Ojocaliente, Daniel López, descaradamente admitió en un informe que se presupuestó dinero para apoyos sociales que entrega “de manera particular” después de las 4 de la tarde. Alega que la gasolina la paga de su bolsa, pero no suelta las llaves de la camioneta blanca Jeep, propiedad del municipio, ni la Dodge Journey que rentan con dinero del erario.

Runrunazos

El gasto de 80 litros semanales de gasolina para cada regidor de Guadalupe es un exceso que ya no debiera continuar. Roberto Juárez, Manuel de Jesús López y otros ni siquiera visitan las comunidades y evidentemente no justifican 800 o 1000 kilómetros semanales haciendo chamba de ediles. Ni que fueran taxistas. **La secretaria de la Función Pública, Gaby Rodríguez, cerró el sistema para que los funcionarios rindieran su declaración patrimonial, pero dicen los contralores rebeldes que cada municipio puede marcar sus propios tiempos y en algunos ayuntamientos pidieron prórrogas. * Ya se están preparando en las dependencias para los procesos de entrega-recepción. Lalo Yarto, de Turismo, designó a Laura Lemus para ir preparando los expedientes, mientras que el enfermero Omar Acuña, director del SEDIF, le ordenó a Francisco Félix Mayorga que vaya preparando los inventarios.

Don`t copy text!