Aislinn Derbez padeció su personaje en 'La casa de las flores' debido a su embarazo 
×
×
×
×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



Aislinn Derbez padeció su personaje en 'La casa de las flores' debido a su embarazo
Excélsior
~
10 de Agosto del 2018 10:28 hrs
×


Compartir



Liga Corta




Cortesía / Vivir parte de su embarazo durante el rodaje de la serie 'La casa de las flores' no resultó una experiencia grata
Cortesía / Vivir parte de su embarazo durante el rodaje de la serie 'La casa de las flores' no resultó una experiencia grata
Cortesía / Vivir parte de su embarazo durante el rodaje de la serie 'La casa de las flores' no resultó una experiencia grata
Cortesía / Vivir parte de su embarazo durante el rodaje de la serie 'La casa de las flores' no resultó una experiencia grata
Cortesía / Vivir parte de su embarazo durante el rodaje de la serie 'La casa de las flores' no resultó una experiencia grata
Cortesía / Vivir parte de su embarazo durante el rodaje de la serie 'La casa de las flores' no resultó una experiencia grata

CIUDAD DE MÉXICO.- Cuando le ofrecieron ser parte de La casa de las flores, Aislinn Derbez no planeaba embara­zarse de la pequeña Kailani, pero sucedió y por ello trabajó durante buena parte de su ges­tación. Y aunque al inicio pensó que no sucedería nada extraor­dinario al actuar en ese estado, después comprendió que no se­ría nada fácil.

“Me sentía fatal, muy mal. Me estaba muriendo. Fue muy fuer­te, porque yo pensaba: ‘pues si te embarazas, ¡trabajas!’, pues cuando no hay panza no hay problema, y no. Los primeros tres o cuatro meses fueron una cosa terrible, me sentí enferma o cruda todo el día.

“Al principio lo sospechaba, pero como no puedes de­cir nada hasta los tres me­ses, callé para no hacer un escándalo y asegurar al bebé (...) sin embargo, me sentía pésimo y los saqué de onda a todos en la producción”, con­tó ante diversos medios internacionales.

La actriz asegura que sentía presión por su es­tado, ya que estaba des­ganada y enferma todo el tiempo, por lo que te­mió por la impresión que pudiera darle al director Manolo Caro.

“Me daba mucha pena con Manolo, por­que sentía que él podía pensar que me daba mucha flojera su serie, ya que ni él sabía del bebé. Fue el primero que sospechó cuando le pedí un traguito de refresco, y yo le decía que me gustaba la se­rie, que sólo me sentía mal”, narró entre risas.

Si bien es una mu­jer apasionada por su trabajo, señaló que no está segura de volver a trabajar es­tando embarazada, ya que su prime­ra experiencia fue caótica.

“No sé si volvería a hacerlo. Dicen que cada embarazo es dis­tinto, pero a mí me tocó que me revolcaran horri­ble. Lo padecí muchísimo, pero ellas (Verónica Castro y Cecilia Suárez) me ayudaban mucho, y en el set, con sus apapachos y consejos, salí adelante, aunque al inicio me buleaban porque decían que no quería tra­bajar”, indicó.

Sin embargo, mencionó que se sentía agradecida por estar en este proyecto, del que asegura aprendió mucho; destacó que al ha­cer comedia no piensa en lo que hace su padre Eugenio, ya que quiere desarrollar su propio estilo.

“Siento que en esta serie me tocó el perso­naje más light. Lo último que hice fue comedia, si bien los ocho años ante­riores fue drama y cosas que nadie vio, pero como buen actor creo que así se empieza, con películas de arte, y en los últimos cua­tro años han sido proyec­tos más comerciales y me ha tocado más comedia.

“Pero le tenía respe­to al género, por mi papá, y por eso quise empezar por el lado opuesto, para separarme de esa etique­ta lo más que pudiera y, curiosamente, ahori­ta creen que es lo único que he hecho. Pero per­sonajes como Elena, los abordo desde mí. No tomo como referencia a mi papá en ese aspec­to. Me ha dado consejos y me ha ayudado su ejemplo y todo lo que ha logrado, pero no es por él”, señaló.