El Runrún: Peligro para el fiscal, delincuentes que se dicen víctimas