López Obrador y Meade buscan unidad postelectoral 
×
×
×
×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



López Obrador y Meade buscan unidad postelectoral
Excélsior
~
04 de Agosto del 2018 11:24 hrs
×


Compartir



Liga Corta




Captura de pantalla / "Nobleza obliga: fue el primero que me habló para reconocer que habíamos triunfado y desearme que me fuera bien."

CIUDAD DE MÉXICO.- A un mes de su triunfo, Andrés Manuel López Obrador dejó atrás los enfrentamientos que tuvo con José Antonio Meade durante la campaña.

El virtual presidente electo se reunió ayer en su casa con el excandidato del PRI para desayunar. Tras el encuentro, el tabasqueño compartió un video en el que destacó la actitud de Meade la noche del 1 de julio y llamó a la unidad.

"Nobleza obliga: fue el primero que me habló para reconocer que habíamos triunfado y desearme que me fuera bien. Es una persona decente, buena, honorable. Tenemos los mexicanos que reconciliarnos para sacar adelante a nuestro querido México”, afirmó.

Meade agradeció la invitación y le deseó a López Obrador “la mejor de las suertes, sabiendo que en su éxito está el éxito del país”.

El PRI se deslindó de la reunión, pero admitió que fue muestra de “civilidad política”.

 

Sigue López Obrador sumando; reunión con José Antonio Meade

 

Reunión con Meade reconcilia posturas 

A poco más de un mes de haberse confirmado su triunfo en la elección presidencial, Andrés Manuel López Obrador tuvo un encuentro privado con José Antonio Meade, excandidato presidencial de la alianza Todos por México, que incluyó al PRI.

La reunión se dio este viernes en la casa del virtual Presidente electo de México,  localizada en Tlalpan, en un desayuno. Al concluir, el mismo López Obrador confirmó la visita del exsecretario de Hacienda a su casa, mediante un video en redes sociales.

Estamos aquí en la casa de ustedes. Invité a José Antonio Meade a desayunar aquí en la casa, porque nobleza obliga; José Antonio el domingo 1 de julio fue el primero que me habló para reconocer que habíamos triunfado y  desearme que me fuera bien, porque de esta manera le va a ir bien al país.

Es una persona decente, buena, honorable. Ése es mi punto de vista y, además, los mexicanos tenemos que  reconciliarnos, unirnos, para sacar adelante a nuestro querido México, para llevar a cabo la cuarta transformación de  la vida pública del país. Por eso me dio mucho gusto aquí en la casa recibir  a José  Antonio”, resaltó López Obrador.

En el mismo video, el excanciller agradeció la deferencia del virtual Presidente electo de invitarlo a desayunar a su casa, y aseguró que “le irá bien en su gobierno”.

Muchas gracias, licenciado, por la invitación, por recibirme en su casa y reiterarle lo que le dije en esa llamada, desearle la mejor de las suertes, sabiendo que en su éxito está el éxito del país; seguro que le va a ir muy bien”, expresó Meade, quien el jueves pasado envió a su secretario particular, Antonio Rojas Navarrete, a las oficinas de López Obrador para ultimar los detalles del encuentro efectuado el viernes por la mañana.

Al llegar a sus oficinas después de las 11:00 horas, López Obrador rechazó dar detalles del encuentro con Meade, en cuanto a si  le ofreció  colaborar en el futuro gobierno o respaldarlo para que se convierta en el próximo gobernador del Banco de México.

López Obrador también fue cuestionado sobre la fecha en que se entrevistará con Ricardo Anaya, exabanderado presidencial del PAN, y si también lo recibirá en su casa.

Ante los cuestionamientos, dijo que “mañana o pasado” dará información del desayuno con Meade, porque el video en sus redes sociales “era suficiente” para los medios de comunicación, a los que reprochó en tono de broma “querer toda la información”.

También agregó que “no caería en ninguna provocación”, y que “no tiene nada que esconder”, cuando los periodistas le preguntaron en diversas ocasiones por qué se reunió “en lo oscurito” con Meade y si serían las redes sociales la nueva forma de comunicación social del futuro gobierno de la República.

No voy a hablar más de lo que ya dije en el feis. Ya expresé el sentido de la entrevista; tomen bien para que vean cómo me tienen, ¿eh?; mañana o pasado; hoy ya con lo que está en el video es más que suficiente, ustedes están en su papel (...)  ellos son mirones profesionales (...) uno es rehén de lo que dice y dueño de su silencio, ja ja”, expresó frente a una ola de periodistas que rodearon su vehículo.

—¿Va a haber más silencio sobre estas reuniones?

—Amor y paz, no voy a caer en ninguna provocación. Nada que esconder, absolutamente, nada.

El jueves por la tarde, Antonio Rojas Navarrete, secretario particular de Meade, acudió a las oficinas de López Obrador y se entrevistó por algunos minutos con César Yáñez, responsable de prensa del futuro presidente. Al retirarse, Rojas Navarrete no ofreció ninguna declaración sobre el motivo de su visita. Tampoco el equipo de trabajo confirmó ni negó el rumor que señalaba que el encuentro se llevaría a cabo este viernes.

 

Sigue López Obrador sumando; reunión con José Antonio Meade

 

PRI: reunión, una decisión personal 

El Partido Revolucionario Institucional (PRI) se deslindó de cualquier relación sobre la reunión que sostuvieron ayer José Antonio Meade y Andrés Manuel López Obrador, pues señaló que su excandidato presidencial acudió al encuentro por “acción personal”.

Sin embargo, a través de un breve pronunciamiento del Comité Ejecutivo Nacional (CEN), el partido también reconoció que la reunión es una muestra de concertación política.

La civilidad política y el diálogo en cualquier escenario se reconocen, una acción personal que respetamos”, comunicó el PRI que encabeza Claudia Ruiz Massieu.

Además, aprovechó para dejar claro que “el PRI será una oposición firme que establecerá su relación con el futuro gobierno por las vías institucionales”.

El 1 de julio pasado, el candidato de la coalición Todos por México fue el primero en salir a reconocer su derrota ante López Obrador.

A más de un mes del hecho, el encuentro entre ambos contendientes provocó también el reconocimiento de René Juárez, quien para entonces dirigía el Partido Revolucionario Institucional. Dijo que “es una muestra de congruencia y de madurez”.

Es importante que se dé certidumbre, que se le dé estabilidad, que se le dé confianza a todas y todos. Este país nos necesita unidos. De tal manera que a mí me da mucho gusto este tipo de encuentros que con civilidad se den y se den de esa manera, abierta, porque no hay nada que ocultar”, expresó en una breve entrevista.

Sin embargo, el encuentro causó inconformidades dentro de Morena, partido del ganador presidencial Andrés Manuel López Obrador. A través de Twitter, la senadora electa, Nestora Salgado, pidió a Meade que le ofrezca disculpas públicamente por “difamaciones” en su contra.

Por su parte, el diputado electo por el mismo partido, Gerardo Fernández Noroña, publicó que no celebra el encuentro de ambos excontendientes, por los ataques de Meade y el PRI.

 

Sigue López Obrador sumando; reunión con José Antonio Meade